Vargaslleristas, los más impulsados desde el Concejo de Bogotá


Este domingo, en las elecciones al Congreso, el senador Germán Varón, que aspira a la reelección, y los candidatos primíparos a la Cámara Óscar Ramírez y Camilo Acosta, todos de Cambio Radical, son los que más concejales tendrán a su disposición para que les muevan votos en Bogotá.

Las movidas de los concejales dan una idea de la magnitud de la maquinaria de los candidatos, aunque eso es relativo porque el respaldo de un concejal no significa que vaya a endosar todos sus votos, sea porque sus votantes no deciden apoyar al aspirante que escogieron o porque los concejales sólo ponen a disposición una parte de su estructura o porque se la juegan con más de uno.

La Silla Cachaca averiguó por los candidatos a Cámara y Senado por los que se están moviendo los concejales. De los 45, ni Juan Carlos Flórez, de la ASI, ni Lucía Bastidas, de la Alianza Verde, están haciéndole campaña a ninguno. Por eso no los incluimos. Tampoco lo hicimos con el verde Hosman Martínez porque después de que contamos que estaba apoyando al uribista Gabriel Santos a la Cámara, en la campaña de éste nos informaron que finalmente no llegaron a un acuerdo, y no pudimos comprobar con quién se está moviendo el concejal finalmente.

Así están las cargas para Senado, donde Varón da una muestra de que pretende reconquistar Bogotá después de que hace cuatro años se fue a buscar votos a Quindío:

(Nota metodológica: Ponga el puntero sobre las barras para conocer los detalles sobre a dónde se irán los votos que obtuvo cada concejal. Si un concejal apoya a más de un candidato o constatamos que su estructura está dividida entre varios, dividimos el número de los votos de ese concejal entre el número de candidatos para el que se están yendo sus votos, para que las barras tuvieran algo de proporcionalidad. En el caso de los seis concejales del Centro Democrático, que no tienen votación individual porque llegaron como parte de una lista cerrada que obtuvo 271 mil votos, asumimos que sólo una tercera parte es de ellos (el resto es más por ser "los de Uribe"), y esa tercera parte la dividimos entre cinco, lo que da 15 mil votos cada uno, una votación promedio.)

 

Y así están para Cámara, donde toma la delantera Óscar Ramírez Vahos, un exedil de Chapinero que, como contó La Silla Cachaca, pasó de ser un desconocido en el mundo político bogotano a tener disponible una de las estructuras más fuertes:

 


Powered by